LA NOCHE ESPERA

Uno está buscando su entrada en el mundo verdadero
Cuando el tiempo discurre manos arriba

La policía ocurre en los diversos manuales de la vida
Como el aceite eterno de girasol

Una substancia de cultivo implacable
Porque exige a los músculos posturas de derviche

Preparación del campo de la simpatía
Concentración terrible en el ombligo

Propósito de enmienda y castidad ocular
Si el giro del acontecer determina una lágrima

Quien emprende el viaje de los objetivos rotundos
Recuerda ahora la basura contemplativa

Desposeída del eco entre los nervios góticos
Resuena tu inteligencia protestante y barroca

Si triunfas mañana sobre mi infame monumento
De contenedor contemporáneo

Y alicatas el baño de los besos distantes
Sabré que esta noche presentida carece de sentido

Mientras me acometen otras imaginaciones
Cuanto al tesoro de la inocencia

Cuanto al cálculo de la emoción sobrante
Que sucede a la nieve de la memoria

Uno está buscando la sien del mundo verdadero
Una vez más como siempre que amanece